Cómo mejorar el rendimiento de Internet Explorer 8 (II)

Figura 1: Internet Explorer

Viene de: Cómo mejorar rendimiento de Internet Explorer 8 (I)

En la primera parte de esta nota, comentamos algunas acciones que podemos tomar para mejorar el rendimiento del navegador web Internet Explorer 8 y así aumentar su velocidad y mejorar su rendimiento.

En esta segunda parte, estaremos revisando otras opciones a tomar en cuenta para mejorar el rendimiento del navegador web de Microsoft.

Revisar los sitios restringidos

Cada vez que adicionamos un sitio restringido a la lista de Internet Explorer, este crea una entrada que se ejecuta en modo lectura cada vez que se inicia el navegador web. Es por esta razón, que el inicio del browser se va haciendo más lento a medida que aumentamos la lista de sitios restringidos.

Para evitar esto, podemos depurar dicha lista eliminando los sitios a los cuales no se accede o simplemente borrándolos todos. Para ello, ingresamos a la opción “Sitios restringidos” y, una vez allí, escogemos la opción “Sitios” que se encuentra en una de las ventanas superiores de la ventana emergente. Se abrirá una nueva ventana donde veremos los sitios restringidos, podemos ir borrándolos uno a uno o por lotes y escogemos la opción “Aceptar” y re-iniciamos el navegador web para verificar que los cambios se han efectuado (Ver figura 2).

Figura 2: Revisar sitios restringidos

Conexiones múltiples

Otra de las variables a tener en cuenta para mejorar el rendimiento de Internet Explorer 8, son las conocidas conexiones múltiples. Este navegador permite tener hasta 6 pestañas simultáneas con diferentes búsquedas o páginas web abiertas, las cuales son pocas en comparación con otros navegadores como Firefox.

Esta situación puede modificarse, para permitir más de seis pestañas de conexión simultánea y mejorar el rendimiento del navegador al aumentar la cantidad de ventanas de Internet Explorer abiertas simultáneamente, consumiendo menos memoria RAM.

Figura 3: Mejorar rendimiento Internet Explorer 8

Para realizar esta acción, debemos realizar una edición de los registros de Windows, la cual debe hacerse con mucho cuidado para evitar dañar archivos importantes del sistema que puedan estropear el funcionamiento de Windows.

Como podemos ver, mantener nuestro Internet Explorer 8 con buen rendimiento y con una navegación segura no requiere de grandes proezas de manipulación del sistema, ya que con tareas sencillas podemos mantenerlo a tono, claro está, si podemos migrar a una versión superior del navegador, es recomendable hacerlo.