Técnicas simples para refrigerar nuestro PC sin gastar mucho dinero

Uno de los inconvenientes que se presenta con más frecuencia en los ordenadores actuales es el sobrecalentamiento, ya que el uso excesivo y la ubicación del equipo, pueden llevar a que la temperatura interna del PC se eleve tanto, que pueda crear inconvenientes serios a nuestro procesador o a la fuente de poder, es por esta razón, que es importante tomar medidas para mantener refrigerado el PC. En esta nota, veremos algunas técnicas o tareas simples que podemos realizar para refrigerar nuestro PC, sin gastar grandes cantidades de dinero.

Refrigerando el procesador con aire

Ubicarnos en un sitio fresco 

La acción más simple que podemos tomar, es ubicar nuestro PC en un sitio fresco, preferiblemente, con aire acondicionado, o un lugar donde el flujo de aire sea continuo, de tal manera, que el intercambio térmico del PC con el ambiente sea lo más efectivo posible. De esta manera, podemos mantener controlada la temperatura del ordenador.

Mantenimiento frecuente 

Realizar un mantenimiento preventivo frecuente, ayuda a mantener libres las entradas y salidas de aire de obstrucciones de polvo, permitiendo una mejor refrigeración. Otra acción de mantenimiento que se puede tomar, es limpiar de polvo el disipador y las turbinas de refrigeración, tanto de la fuente como del procesador, para posteriormente, adicionarle algo de aceite ligero del tipo SAE 10 a los engranajes de la turbina, para que mejore su funcionamiento. Antes de colocar el sistema de refrigeración limpio (disipador), debemos aplicar pasta térmica al procesador, retirando previamente la pasta seca con un hisopo con alcohol. De este modo, el proceso de disipación de calor es mucho más eficiente, evitando el sobrecalentamiento.

Limpiar el disipador o cooler

Adicionar ventiladores o turbinas extras de ser posible 

Las turbinas pequeñas para disipar calor en los ordenadores son bastante económicas. Algunos ordenadores cuentan con un espacio extra, orientado a colocar estas turbinas, tanto adelante como atrás. Si el equipo nos lo permite, es recomendable hacerlo, ya que mejorará el flujo de aire dentro del PC, siendo el proceso de transferencia de calor mucho más eficiente.

Adicionando ventiladores o turbbinas al PC para refrigerarlo

Crear tubos de enfriamiento caseros 

Otra manera simple de enfriar tanto el procesador, como la placa de video, chipset u otro dispositivo que se caliente, es utilizando tubos de enfriamiento. Para ello, debemos retirar una de las tapas del CPU y crear un tubo con una cartulina o cartón ligero y colocarle una turbina o disipador en el extremo, de manera, que el intercambio con el ambiente sea más eficiente y el calor no llegue a la placa madre.

Crear un tubo de enfriamiento

Estas son técnicas sencillas que podemos realizar para bajar la temperatura dentro del PC. Por demás está decir, que existen elementos como coolers, heatpipes y otros sistemas de enfriamiento mucho más costosos y a la vez mucho más eficientes, que podemos tomar en cuenta cuando deseemos invertir en sistemas de enfriamiento para nuestro PC.