Refrigerando nuestro PC, factores extras (quinta parte)

La eficiencia de un ordenador, sea portátil o de escritorio basa mucho en el trabajo de su procesador, ya que si éste trabaja de forma continua y en aplicaciones especializadas, lo que se tendrá es un calentamiento del mismo y por ende del sistema completo.

pasta-termocunductora

Dedicaremos un poco a tratar el calentamiento del procesador en ordenadores de escritorio y como se puede evitar un daño a base de un pequeño mantenimiento y revisión de algunas características.

En primer lugar, algunos proveedores de ordenadores (no lo fabricantes) suelen ensamblar sus equipos de manera tradicional, y en la parte que compete a los procesadores, algunos utilizan bandas adhesivas térmicas, lo cual no es tan aconsejable, ya que mejores resultados se puede obtener con las conocidas pastas termoconductoras, mismas que se las coloca en cantidad moderada (ni poco ni mucho) sobre la parte superior del chipset o procesador, alineándola lo mejor posible con alguna tarjeta para que pueda cubrir gran parte de contacto entre éste y la base del disipador. Con este material se consigue mejor rendimiento y por tanto una temperatura moderada del procesador.

Otro factor a tomar en cuenta y que se mencionó en parte como una forma de mantenimiento en ordenadores portables, es la limpieza de las aletas del ventilador, mismo que se lo puede hacer con una bomba de aire seco, pero no con una aspiradora. Al estar estas aletas limpias se podrá tener una eficiente rotación y por tanto un buen enfriamiento.

Por último, debemos de conocer el tipo de material del que están hechos los disipadores, ya que en su mayoría son de aluminio (para tener un peso mínimo) pero se podría optar por algún otro material que ofrezca mayor disipación del calor. Así podemos mencionar a continuación algunos materiales y sus conductividades para que se tenga una mejor referencia.

  • Plata (429 W/m.K )
  • Cobre (401 W/m.K )
  • Oro (317 W/m.K )
  • Aluminio (237 W/m.K )
  • Zinc (116 W/m.K)
  • Níkel (90,7 W/m.K )

Como última situación, cabe mencionar que la pasta termoconductora puede requerir un mantenimientos cada dos años, la limpieza de las aletas del ventilador hacerla cada 6 meses y en cuanto al material des disipador, pues está diseñado a durar toda la vida del ordenador.