Crear un punto de restauración

Muy pocas personas hacen uso de este recurso realmente importante, sin saber que un “punto de restauración” podría ser la solución cuando nuestro sistema operativo ha colapsado.

Para cualquier versión de Microsoft Windows, el procedimiento para crear un punto de restauración viene a ser el mismo, razón por la cual no nos referiremos a una revisión en especial, sino más bien a los pasos que hay que seguir para conseguir nuestro objetivo.

  • En primer lugar debemos de buscar la herramienta necesaria, por lo que debemos dirigirnos hacia la ruta menú de inicio ->accesorios ->herramientas del sistema ->restaurar sistema.

  • En la ventana que nos aparezca, tendremos la posibilidad de restaurar nuestro equipo a un estado anterior, o “crear punto de restauración” siendo esta última opción nuestro objetivo.

  • Hacemos clic en siguiente para llegar a la próxima ventana.
  • En esta ventana nueva que nos aparezca, podemos colocar algún dato que nos recuerde este punto de restauración; seguidamente hacemos clic en el botón “crear“.

  • Por último nos aparecerá una ventana en la cual debemos elegir entre iniciar de nuevo el proceso,  o cerrar a dicha ventana.

Como podemos observar, el procedimiento es sumamente fácil, y si en algún momento determinado nuestro sistema operativo llega a colapsar, debemos de seguir el mismo procedimiento que hemos indicado en el primer paso, pero eligiendo en cambio la opción que dice “restaurar mi equipo a un estado anterior“, con lo que nos aparecerá un calendario de opciones similar al que mostramos en la parte inferior.

Si recordamos la fecha en que hemos elaborado nuestro punto de restauración, sólo tenemos que elegir las de este calendario con lo que se nos mostrará la hora y el mensaje que hemos colocado al crear nuestro punto de restauración.